653 33 00 03 / 679 40 62 25 talleresgomezpadilla@gmail.com

Con el comienzo de la primavera despedimos el frío y damos la bienvenida al calor del verano. Durante esta época del año conviene revisar ciertos elementos del vehículo. Debe ser el propio taller quien informe a sus clientes acerca de las piezas o partes del vehículo que necesitan ser revisadas con la llegada de la primavera.

 

Filtro de aire

 

Durante la primavera, la cantidad de partículas en suspensión en el aire es mayor. Esta suciedad se puede acumular en el filtro del aire y provocar un mal funcionamiento a causa de un desgaste prematuro.

 

El mal estado del filtro del aire hace que el motor no “respire”, lo que le impide funcionar a máximo rendimiento. Esto se traduce en pérdidas de potencia o mayor consumo.

 

Neumáticos

 

También es probable que haya que cambiar los neumáticos de invierno por los habituales de verano. Los cambios en las condiciones climatológicas afecta al estado del asfalto, por lo que llevar los neumáticos adecuados es fundamental para el buen rendimiento en la carretera.

 

Limpiaparabrisas

 

Durante esta estación, las precipitaciones suelen ser habituales, por lo que es importante revisar el estado de las escobillas del limpiaparabrisas.

Otro gran enemigo de la visibilidad durante la primavera son las flores, las hojas de los árboles y los insectos. Para poder retirar esta suciedad del parabrisas, se recomienda revisar el estado del depósito del líquido limpiaparabrisas y rellenarlos si es necesario.

 

 

Inspección de bajos

 

En determinadas zonas, donde las nevadas son habituales, se suele tratar el asfalto con sal para que la nieve se derrita. Es efectiva para eliminar la nieve de la carretera, pero también resulta muy corrosiva para los bajos del coche.

 

Por este motivo, se recomienda hacer una inspección de los bajos del coche, para comprobar si existe alguna corrosión.

 

 

Filtro del habitáculo

 

El filtro del habitáculo o de polen influye enormemente en el confort de la conducción, ya que se encarga de purificar el aire que entra en el habitáculo del vehículo.

El aumento de polen y otras partículas en el aire afectan especialmente a las personas con alergia. En algunas ocasiones no solo sirve cambiar el filtro de polen y es necesario revisar por completo el sistema de climatización del vehículo.

 

 

Desde nuestro taller, podemos ayudarte a tener tu vehículo a punto para la primavera. No olvides visitarnos y comprobarás la mejora en el rendimiento y vida útil de tu coche.